Más repudios para Macri

Los asambleístas por los Ríos Pampeanos se sumaron a las críticas al gobierno, por convalidar el “robo” del Río Colorado con la construcción del embalse de Portezuelo del Viento.

“Las pampeanas y pampeanos podemos dar cuenta de lo poco que importan nuestros derechos cuando ya nos han robado el Atuel, negado el Salado y ahora se empieza a escribir un nuevo capítulo con el Colorado”, repudió la Asamblea por los Ríos Pampeanos el laudo exprés firmado por el presidente Mauricio Macri a favor de la construcción de una central hidroeléctrica que impulsa su aliado gobernador de Mendoza, Alfredo Cornejo. “Una vez más que el capital financiero empresario y electoral tiene más peso que el reconocimiento a un uso igualitario de las aguas del río”, lamentaron los vecinos al recordar el largo conflicto que mantienen con los mendocinos por el desvío del curso del Atuel.

El proyecto Portezuelo del Viento es el foco del conflicto por el embalse que es necesario construir sobre el curso del Río Colorado para poder generar energía eléctrica. La Pampa se opuso a la iniciativa del gobierno mendocino advirtiendo el impacto ambiental que traerá el emprendimiento, a punto tal de cambiar el cauce, como ocurrió con el embalse El Nihuil, construído en 1947 sobre el Río Atuel que trajo consecuencias negativas para los pampeanos, que aún continúan exigiendo una respuesta.

El Consejo Interjurisdiccional del Río Colorado (Coirco), encabezado por el ministro del Interior Rogelio Frigerio, desestimó el reclamo y respaldó el proyecto del gobernador y presidente de la UCR, al igual que lo hicieron los mandatarios aliados de Cambiemos de Río Negro, Neuquén y Buenos Aires. “Repudiamos no solo el laudo de Macri sino a toda aquella dirigencia política que en el concierto de alianzas partidarias genuflexas tiran la piedra, pero que en tiempos electorales recurren a las mismas alianzas”, apuntó la asamblea.

Los asambleístas pampeanos calificaron de “previsible” el laudo de Macri y detallaron los motivos políticos, económicos y de clase como los de tipo económico. Por un lado, el comunicado de la Asamblea por los Ríos Pampeanos recordó que “la alianza Cambiemos se cimienta entre el poder de fuego del PRO con la plataforma electoral que le otorga la UCR”, respecto de por qué la Casa Rosada volcó la balanza a favor de Cornejo, y continúa apuntando sobre “el ‘juego limpio’ que le hacen lo gobernadores, “aun viéndose afectados ante semejante arbitrariedad recurren al silencio”.

Además, los asambleístas dejan abierta una pregunta sobre los supuestos roces que la decisión del Poder Ejecutivo dejó con los diputados pampeanos de la UCR. “¿Podría Macri pronunciarse con este injusto laudo como lo hizo si no tuviera, por un lado, en La Pampa un sector cómplice que lo repudia mediáticamente pero afianza y estrecha el vínculo a costa de traiciones?”, advierten.

“Otro motivo es el económico, los capitales financieros y empresariales en la provincia cuyana, mueven el amperímetro atropellando nuestro derecho al acceso igualitario a las aguas del río”, denuncian los vecinos y recuerdan cómo “pampeanas y pampeanos podemos dar cuenta de lo poco que importan nuestros derechos cuando ya nos han robado el Atuel, negado el Salado y ahora se empieza a escribir un nuevo capítulo con el Colorado”.

Por otra parte, los asambleístas resaltan “la alianza inquebrantable entre las oligarquías” y lamentan que “es parte de la naturaleza de Macri acudir a prácticas poco democráticas y corporativas basadas en despojar al pueblo de lo que es del pueblo. En La Pampa podemos atestiguar sobre despojos y resistencias. Como si fuera la columna vertebral que nos identifica como pueblo, nos manifestamos y organizamos para defender lo que nos pertenece”, convocan para cerrar el comunicado.

 

(Con infornación de Página 12)