“Hoy la derecha se va derrotada”

  • Publicado en Espacio
Destacado “Hoy la derecha se va derrotada”

El diputado del Espacio avanzar en Democracia cuestionó a la oposición por apoyar la desestabilización en Venezuela

Este miércoles se realizó en la Cámara de Diputados la interpelación al ministro de Relaciones Exteriores, Rodolfo Nin Novoa, sobre Venezuela. El debate fue largo y tenso, la oposición reclamó la aplicación de la Carta Democrática de la OEA a Venezuela y una posición de condena al gobierno de la República Bolivariana. El Frente Amplio se pronunció por favorecer el diálogo y no aislar a Venezuela. El diputado de la 1001-5005, Gerardo Núñez, hizo una intervención que polarizó el debate con la derecha.

EL POPULAR transcribe los pasajes fundamentales de la intervención del diputado Núñez.

“En lo que va del debate, hemos visto por parte de varios sectores de la oposición, el odio desenfrenado que tienen para con el pueblo de Venezuela, para con los pueblos latinoamericanos que luchan por la liberación, que luchan con independencia, que luchan con signos antiimperialistas. Hoy hemos visto sectores de la oposición que, bajo el ropaje de la convocatoria al diálogo, de la defensa de la democracia, lo que quieren es más enfrentamiento, más violencia en Venezuela, y no buscan ni persiguen una salida pacífica ni negociada como sí lo proponemos desde el Frente Amplio.

Nosotros hoy aprovechamos esta instancia de interpelación para hacer un llamado a la paz, al diálogo, para hacer un llamado a la defensa de la democracia y los derechos humanos en todo el continente. En nuestro continente, y particularmente en Venezuela, existe un plan de desestabilización encabezado por los Estados Unidos, apoyado por la OEA, apoyado por las oligarquías de la región, y obviamente por su representación política en esos países y también en el nuestro. (…)

Y como denunciamos la injerencia directa de Estados Unidos en el proceso de desestabilización que hoy ocurre en Venezuela, lo denunciamos con pruebas, como este documento del Comando Sur, que deja claramente establecidos sus objetivos con Venezuela, que deja clara la complicidad del secretario de la OEA, Luis Almagro, en ese proceso. Y es ese Estados Unidos que presiona a través de voceros de su Parlamento diciendo que le va a quitar la ayuda humanitaria a los países que no apoyen la aplicación de la Carta Democrática de la OEA a Venezuela; y es la misma receta que intenta aplicar la embajadora de Estados Unidos en nuestro país, Kelly Keiderling, cuando hace pocos días exhortó al Uruguay a cambiar sus posiciones respecto a la política internacional. Es la misma receta, y no la vamos a admitir ni en Uruguay ni en ningún país de nuestra región.

Dicen algunos sectores de la oposición defender la democracia y la libertad, y en realidad lo que están persiguiendo es un proceso desestabilizador en Venezuela y en la región. Y apelamos a palabras de Antonio Machado cuando decía que “los señoritos invocan mucho la libertad; el pueblo no la nombra tanto, pero la defiende con su sangre”. Y es eso lo que ocurre hoy en el continente; es eso lo que ocurrió ayer. Y por eso no le vamos a permitir a esos sectores de la oposición, que hoy se rasgan las vestiduras en defensa de la democracia y la libertad, que nos venga a indicar cómo defenderla. (…) Porque ha sido la derecha continental la que quiso darle el Golpe de Estado a Chávez, la que quiso darle un Golpe a Correa, la que lo hizo contra Dilma Rousseff, contra Lugo. Y si queremos hablar de democracia, hablemos. Hablemos sobre quién ha puesto la vida defendiendo la democracia en nuestro país y en la región. Quién ha puesto los presos en las cárceles de nuestro país y de Latinoamérica defendiendo la democracia y los derechos humanos. Por supuesto que vamos a hablar.

No venimos a hacer una defensa cerrada de un gobierno, en este caso el gobierno de Venezuela. Venimos a defender la democracia, que está en jaque en nuestro continente. Y venimos a desenmascarar las mentiras que han desarrollado varios de los exponentes de la oposición hoy en sala. Mienten cuando dicen que es inconstitucional el proceso convocado por Maduro. Yo les quiero recordar a los diputados que hicieron mención a este elemento, que hace cuatro años, 55 dirigentes opositores venezolanos firmaron un petitorio hacia el gobierno de Venezuela para exigir una Asamblea Constituyente. (…) Exigen el respeto a los derechos humanos, y vamos a pedir al señor Presidente que al final de nuestra intervención se pueda distribuir la opinión de la ONU, en un informe realizado sobre el cumplimento de los derechos humanos en Venezuela en el año 2016. Mienten, como lo hace Almagro y la OEA, o gran parte de la OEA. (…) ¿Dónde está la preocupación por Honduras, país declarado por Amnistía Internacional como no apto para dirigentes sociales, que son asesinados todos los días? ¿Dónde está la preocupación por Colombia y los 160 compañeros que murieron el año pasado asesinados por grupos paramilitares? ¿Dónde está la preocupación de la oposición por los 43 estudiantes desparecidos y asesinados en México? (…) Basta de doble discurso, basta de doble moral, basta de querer acorralar al Frente Amplio en elementos que han sido muy caros para la izquierda, como la defensa de la democracia y los derechos humanos.

Por esos elementos vamos a estar proponiendo, en próximas jornadas en este cuerpo, el debate sobre la violación sistemática de los derechos humanos en la región. Y vamos a discutir de todos los países. Y vamos a discutir de lo que pasa con Paraguay, de lo que pasa con Brasil, de lo que pasa en Argentina; de todo, no solo de un aspecto.

Hoy la derecha tenía varios objetivos y se va derrotada. Tenía dentro de sus objetivos aislar a Venezuela; tenia dentro de sus objetivos que el Parlamento se expresara a favor de la aplicación de la Carta Democrática contra Venezuela; tenía dentro de sus objetivos endurecer la postura de Uruguay, y se van derrotados. Porque Uruguay no va a aplicar la Carta Democrática, porque Uruguay va a caminar hacia un sentido de diálogo y de búsqueda de negociación, y porque seguramente esta Cámara de Representantes esté acompañando una declaración en apoyo a las actuaciones del gobierno que han tenido como objetivo el no aislamiento de Venezuela, pero que se expresa contundentemente también contra la injerencia, contundentemente a favor del derecho que tienen los venezolanos a la autodeterminación. Porque es una declaración además que protege, que promueve la soberanía de Venezuela.

Ha sido muy discutida la posición del Frente Amplio en las últimas horas. Nosotros no nos bajamos, no abandonamos nuestros posicionamientos, no abandonamos nuestra caracterización, saludamos iniciativas de gobierno que han sido muy importantes para no favorecer el aislamiento de Venezuela, como fue la decisión firme de Uruguay de traspasar la presidencia pro témpore del Mercosur a Venezuela cuando recibíamos la presión de la región. Como fue la clara decisión de nuestro Presidente Tabaré Vázquez de no aplicar la Carta Democrática contra Venezuela. La sabia decisión del Uruguay de no acompañar el último comunicado propuesto por algunos países de la región, que lo único que quieren es aislar a Venezuela, es generar más caos y desestabilización. Respaldamos las acciones que van en ese sentido, y por lo tanto saludamos el hecho que Uruguay haya aceptado ser acompañante de un proceso de diálogo que ha invitado el Presidente de Venezuela; es muy importante, porque nos movemos, nos corremos de aquellos países que nunca debimos acompañar en sus declaraciones, de aquellos países que no tienen el objetivo que tiene Uruguay. ¿Qué nos va a venir a decir Paraguay y su canciller Loizaga del respeto a los derechos humanos, integrante de escuadrones de la muerte que tiene sobre sus espaldas decenas de asesinados durante la dictadura en Paraguay? ¿Qué nos va a venir a decir Brasil, con un canciller de un gobierno ilegítimo que le dio un golpe parlamentario a Dilma?

Por tanto, nosotros estamos convencidos que el mejor proceso para Venezuela y el continente es la apuesta al diálogo, la apuesta a la negociación, a llamar a la no violencia, a las salidas colectivas, a que la oposición en nuestro país también haga sus esfuerzos para exigirle a aquellos sectores opositores que no manifiestan pacíficamente, que lo hagan de manera pacífica. Porque hoy escuchando a algunos legisladores en este recinto parecía que algunos sectores de la oposición venezolana son poco menos que angelitos. Y basta ver, en varias imágenes, cómo van armados con armas de fuego, cómo han intentado asesinar dirigentes estudiantiles, sindicales, diversas personalidades en Venezuela. (…)