Seguir avanzando

  • Publicado en Salto

Por Carlos Cattani PCU 1001 FRENTE AMPLIO

Este año, para la mayoría de nuestro pueblo, contiene una discusión fundamental que se da en los consejos de salarios. Implica dignificar la vida mejorando las condiciones laborales y entre ellas los salarios.

 Al comenzar el año, el movimiento denominado “autoconvocados” marca una visión de País donde los que más tiene reclaman, entre otras cosas, disminuir el peso de las políticas sociales del Estado y para mantener la base de su rentabilidad (su ganancia), de sus empresas proponen no aumentar los salarios. Crear un mercado laboral barato, con muchos desocupados y empresas altamente rentables, estos son los objetivos de varios actores políticos y privados. Junto con los salarios bajos, el dólar más alto, rebajas en los combustibles, en la energía, sacar impuestos y con trabajadores en negro pareciera el modelo ideal de país que proponen.

Cómo si esto fuera poco los trabajadores aportamos a nuestra jubilación el 15%, los patrones el 7,5%, cuando se los convoca a los Consejos de Salarios se retiran (sector ganadero, lechero y arrocero), proponen cero aumento salarial, discutiendo que la hora extra se pague simple, en sectores donde hubo crecimiento del 15% y con menor carga horaria, dado que se niegan a tomar trabajadores para mantener ganancias en crecimiento.

Todo esto, en el comienzo de una campaña electoral que se profundiza donde cada vez es más claro que proyecto de país propone cada partido. Las oligarquías de este país se presentan dirigiendo movimientos como los “autoconvocados” o “un sólo Uruguay” y se transforman en corrientes dentro de los partidos políticos. La situación es clara, de un lado están los que están con el pueblo y del otro la oligarquía, como lo decía el General Liber Seregni y como lo definió Don José Artigas al liderar el Éxodo del Pueblo Oriental.

Observando la realidad política regional, en los países vecinos donde se arrancaron las conquistas de los trabajadores, dejando a la ley de la selva la relación laboral en manos de las patronales y sin un Estado que represente la igualdad, donde la violencia y la represión estatal suma muertes como en Brasil con cifras escalofriantes por mes, o como en Argentina con represión contra manifestaciones contra las políticas del gobierno que multiplicaron la desocupación y la miseria. Esto nos debe hacer reflexionar hacia dónde avanza nuestra sociedad, para no ser espejo de lo que pasa en la región, para que las conquistas conseguidas con lucha y esfuerzos, no se las lleven los políticos del neoliberalismo representantes de la oligarquía, que son muy parecidos por no decir igual a las que aplica Macri o quiere aplicar el candidato brasileño Bolsonaro.

Es por esto que convocamos a la defensa de los derechos obtenidos, seguir luchando por lo que nos queda, como la lucha feminista y sus debes, la no violencia, la igualdad de género en toda su dimensión, la ley Trans, y el cumplimiento en tiempo y forma, de la ley de empleo para personas con discapacidad.

Es por aquí, que nuestra fuerza política, nuestro Frente Amplio, se debe plantear con su responsabilidad histórica, con sus principios de Popular, Nacional, Democrático y Anti Imperialista, lograr un cuarto gobierno de profundización.

Democrática. Un próximo gobierno para consolidar el país de compromiso, para defender las conquistas y seguir avanzando. Estás necesidades se consiguen con pueblo organizado, con compromiso social, trabajando con y para la sociedad, con un fuerte componente social desde la fuerza política y el gobierno.

La propuesta en unidad, en amplitud, en síntesis de trabajo que proponen frenteamplistas Independientes, nuestro Partido Comunista, el Partido por la Victoria del Pueblo (PVP), el FIDEL y todos lo que compartimos este proyecto de país, sobre la precandidatura del compañero Oscar Andrade, tenemos la convicción y el compromiso de defender lo conquistado y seguir avanzando en beneficio de nuestro pueblo